Recomendaciones Generales

    Fibracolour no es un producto frágil pero si requiere unas adecuadas condiciones de uso para obtener los mejores resultados

    ALMACENAMIENTO
     
    Se deberá almacenar en locales cerrados, ventilados y secos, protegidos del sol, de la lluvia, de las heladas y de la salpicadura de productos químicos, en pilas compactas. Los paquetes se colocarán sobre una superficie nivelada y plana, y los tableros se mantendrán embalados en condiciones similares a las del embalaje original para el buen mantenimiento de sus propiedades. Cuando los paquetes sean apilados, se recomienda la alineación vertical de los soportes para evitar deformaciones. Evite que el tablero esté sometido a condiciones de humedad y temperatura diferenciadas por cada una de sus caras.
     
     
    El almacenamiento es especialmente crítico en el caso del FIBRACOLOUR IGNÍFUGO por lo que es muy importante mantener el embalaje original o muy similar y evitar todo ambiente húmedo para preservar sus propiedades físico-mecánicas en óptimas condiciones. Se recomienda prestar especial atención a los golpes secos y laterales, y manejar el tablero con cuidado para evitar daños. Especialmente en el GREENPANEL, dadas sus características, puede verse dañado en las esquinas y bordes, así como en el interior del mismo, y el tablero superior estará protegido preferiblemente por una tapa para su correcto almacenamiento y transporte. La madera y todo tablero derivado de ella por sus propiedades higroscópicas, capta y cede humedad del ambiente circundante, en función de la condiciones de temperatura y humedad de dicho ambiente, lo que provoca variaciones dimensionales. Se recomienda el acondicionamiento previo de los tableros. Antes de su procesado, se recomienda aclimatarlo al ambiente al menos durante 2 días antes de su utilización. En el caso de puesta en obra (revestimientos, etc.), se deben estabilizar en el lugar de instalación para conseguir el equilibrio y minimizar las variaciones dimensionales una vez instalados.
     
    MANIPULACIÓN
     
    El producto ha de manejarse con las debidas precauciones, evitando rozamientos intensos entre las caras que puedan producir daños en la superficie decorativa.
     
    MECANIZADO Y CORTE
     
    Para el corte y mecanizado del tablero, se emplearán las herramientas de uso habitual para otros tableros derivados de la madera. Es importante para asegurar un buen resultado un correcto afilado y mantenimiento de las herramientas de corte, así como la eliminación de vibraciones en la máquina, y seguir otras buenas prácticas recomendadas en trabajos de carpintería. Se recomienda consultar a su proveedor de herramientas habitual para más información y asesoramiento. Se recomienda mecanizar el canto del tablero evitando las aristas rectas, especialmente con decorativo melamínico.
     
    LIMPIEZA INSTALACIÓN 
     
    Previo acabado las superficies deberán estar libres de polvo o suciedad y marcas de lijado. Se recomienda un lijado previo de grano fino antes de la aplicación de cualquier tratamiento superficial tipo laca, barniz u óleos. El tablero con melamina se puede limpiar con un paño húmedo y un agente limpiador neutro en pequeñas dosis. Se deben evitar los elementos abrasivos y las disoluciones excesivamente ácidas o básicas. Deben evitarse exposiciones prolongadas con superficies húmedas y/o contacto directo con agua. El método de instalación y fijación es crítico a la hora de asegurar un adecuado comportamiento de los tableros puestos en obra. Los tableros por su comportamiento higroscópico ceden y captan humedad del aire circundante o elementos próximos por lo que es muy importante la aclimatación previa en el lugar de instalación y dejar juntas de dilatación en el perímetro del tablero una vez instalado en obra, en el caso de panelados.
     
    RECOMENDACIONES ESPECÍFICAS
     
    Los tableros coloreados en masa por su proceso de fabricación pueden presentar variaciones de tonalidad, no garantizando una homogeneidad en el color entre tableros, por ello se recomienda: Utilizar preferentemente tableros procedentes del mismo lote de fabricación. Previo a su utilización realizar una comparación entre los tableros del mismo o diferentes espesores para comprobar su tonalidad. El color siempre deberá cumplir con el rango de parámetros de colorimetría especificados en ficha técnica. Cuando vaya a aplicarse un tratamiento superficial (barniz, aceite, ceras,...) aconsejamos realizar una prueba previa en una muestra representativa para comprobar la compatibilidad del recubrimiento con el tablero. Se deberá tener en cuenta que los acabados transparentes pueden modificar la tonalidad inicial del tablero oscureciéndolo. Recomendamos el uso de un producto sellante antes de aplicar el tratamiento superficial. Se recomienda el sellado de cantos para garantizar el buen comportamiento del tablero. En el caso de acabados transparentes pigmentados puede existir ligera variación de tonalidad entre la superficie del tablero y los cantos por una mayor absorción en estos últimos, el sellado de cantos mitiga este efecto. En su fabricación son empleados pigmentos naturales de alta resistencia, sin embargo se debe evitar la exposición directa a la luz solar para evitar cambios de coloración. Estas recomendaciones tambien son validas para el FIBRACOLOUR EZ TEX, cuya tonalidad también puede variar superficialmente tras el proceso de relieve.